# Terrorismo

Encuesta de Victimización 2018 de Barcelona

Las encuestas de victimización son una herramienta importante para poder valorar aspectos importantes de la seguridad de una ciudad en un periodo de tiempo determinado. El resultado de la encuesta nos puede ayudar a conocer:

  • el aumento o disminución de la seguridad de una ciudad;
  • el aumento o no de la sensación de seguridad (seguridad subjetiva);
  • conocer los perfiles más victimizados de la sociedad;
  • conocer los perfiles de las personas que más delinquen;
  • zonas más conflictivas de la ciudad;
  • o por ejemplo; saber el índice de denuncia.

Para ello, la muestra de la encuesta, ha de ser lo suficientemente amplía para que pueda representar la opinión general de la sociedad. El Ayuntamiento de Barcelona tiene una larga tradición en la realización de estas encuestas desde el año 1.983. Y después de estas líneas introductorias, haré un breve análisis de la encuesta de victimización de Barcelona de 2018, que hace referencia a los resultados del año 2017.

La encuesta de victimización nos da varios datos importantes que vamos a comentar; y el primero y principal es el “índice de victimización” de la ciudad que se sitúa en el 25’6% que es el segundo más alto después del 26’2% del año 1.986. Este índice ha ido en aumento durante los últimos años, y más teniendo en cuenta que en los dos últimos años los índices han sido del 24’9% en el año 2016 y del 23’3% en el año 2015. Para darnos cuenta de la gravedad del dato, podemos ver que en los años 90′, el índice de victimización no superó nunca el 20%. Este dato confirma lo que los datos del Ministerio del Interior y de los Mossos d’Esquadra han ido exponiendo: que Barcelona tiene un grave problema importante de seguridad.

La encuesta nos dice cuáles son las zonas más conflictivas de la ciudad y que son los distritos de Ciutat Vella (21’7%), Eixample (20’6%) y Sant Martí (13’1%), son los distritos donde se acumulan la mayoría de actos delictivos; y con un índice de victimización personal en el distrito de Ciutat Vella del 36’6%, muy por encima del resto de los nueve distritos de la ciudad. Estos datos nos muestra un centro de la ciudad con una gran conflictividad y da un aviso a la administración de que ha de actuar y reaccionar ante el problema de seguridad en Barcelona y de forma especial en el distrito de Ciutat Vella.

Otro dato importante son los índices de victimización en el transporte público. La encuesta nos dice que:

  • el índice victimización dentro del Transporte Público (metro, autobús, tren, tranvía) es del 14’6%.
  • el índice victimización dentro de las estaciones (vestíbulos, andenes, terminales de autobús etc…) es del 15’7%.
  • Entre los dos, el total es del 30’3%

Lo que nos muestra que los problemas de seguridad en el transporte público de la Barcelona, están un 5% por encima de la media del índice de la ciudad. De este dato sacamos la siguiente conclusión: hay un problema real de seguridad en el transporte público de Barcelona. Y vemos que estos datos coinciden con las noticias sobre problemas de seguridad e incivismo en el “Metro” de la ciudad a lo largo de todo el año 2018.

Y finalmente, haré referencia a otro dato preocupante que es el índice de denuncia que se sitúa en el 22’4%.  Esto significa que de cada 100 personas que son víctimas de algún hecho delictivo, solo 22 han puesto la denuncia correspondiente. Este 22’4% es de los índices de denuncia más bajos de toda la serie histórica de esta encuesta, y más si tenemos en cuenta que en el año 2013 era del 46’4%. En otro escrito de este mismo blog, hacía referencia a la importancia de poner la denuncia correspondiente si somos víctimas de un delito; con las denuncias puestas podemos saber o estudiar: las zonas más problemáticas; realizar perfiles sobre los posibles delincuentes; ver cuáles son los perfiles más victimizados; o por ejemplo, realizar mejoras para atender correctamente a la víctima.

La encuesta nos dice que los tres motivos principales por los que el ciudadano no denuncia son:

  • la policía poco puede hacer
  • por ser complicado hacer la denuncia
  • poca confianza en la justicia

En este caso, la administración ha de realizar los cambios necesarios para facilitar la tramitación de la denuncia a  la víctima; hacer campañas informativas explicando la importancia de poner la denuncia si eres agredido y hacer saber al ciudadano que la denuncia ayuda a mejorar nuestra seguridad tanto por saber las zonas más conflictivas  como para poder identificar a los delincuentes lo antes posible.

A partir de estas encuestas, la administración (Ayuntamiento y “Departament de Interior”) tendrán que tomar medidas y realizar los dispositivos adecuados para mejorar estos datos. El problema es saber sí estos gobiernos, el municipal y el autonómico, tienen un Plan de Seguridad realista para afrontar este reto y han de dejar trabajar con confianza a la policía, mostrándoles su apoyo institucional y político.

Alberto Villagrasa, analista colaborador de OCATRY (Observatorio contra la Amenaza Terrorista y la Radicalización Yihadista) de SECINDEF (Security, Intelligence and Defense) Israel-USA International Consulting Counterterrorism. Gran parte de su formación y su trayectoria política ha estado ligada al mundo de la Seguridad. Licenciado en derecho por la UNED , obtuvo el DEA con el doctorado en Derecho Penal y criminologia; especialización universitaria sobre la Corte Penal Internacional y otra especialización universitaria en el estudio de la conducta violenta; y máster en ciencias de la seguridad y criminologia. Estuvo de conseller de distrito del Partido Popular en Ciutat Vella en Barcelona, 12 años concejal en el ayuntamiento de Barcelona siendo el portavoz de seguridad del grupo popular y en la anterior legislatura diputado portavoz de interior del grupo popular.