# Terrorismo

Gracias a Angela Merkel, a los izquierdistas y buenistas, la situación de las mujeres se deteriora en Alemania

Bulgaria: Entrevista a Rebecca Sommer  acera de los inmigrantes musulmanes en Alemania.

*** Rebeca Sommer, artista alemana, periodista, fotógrafa, documentalista y activista por los DD.HH, la naturaleza y la justicia climática

Traducido del alemán para Porisrael.org por Eduard Yitzhak

La siguiente es una documentación de una entrevista con la artista alemán, activista por los derechos de los pueblos indígenas, y asesora de la ONU Rebecca Sommer, por el sitio web polaco EuroIslam el 18 de enero de 2018. [1]

Rebecca solía apoyar a los “refugiados” musulmanes en Alemania, y describe cómo su experiencia la hizo cambiar gradualmente de opinión sobre cuestiones centrales.

Es un texto largo pero vale la pena leerlo. Tenga en cuenta que actualmente hay una mala traducción circulando, afirmando que ella le dijo que se mudaba a Polonia. Esto es inexacto ella dijo que conoce a los alemanes que se están mudando a Polonia.

Natalia Osten-Sacken: Rebecca, has trabajado muchos años con refugiados e inmigrantes, eres una activista de derechos humanos muy conocida. Ya antes de la gran ola de inmigración en 2015, era famosa por luchar por la admisión ilimitada de estas personas a Alemania. ¿Qué ha influido para cambiar de tus puntos de vista?

Rebecca Sommer: Me gustaría señalar que nunca he luchado por la admisión “ilimitada” de migrantes, porque es imposible que un país adopte infinitamente. Soy una humanista y activista de los Derechos Humanos. Los primeros años creí que las personas que vienen aquí son verdaderos refugiados, felices de que estarán a salvo ahora y de que mostrarán buena fe para adaptarse e integrarse. Pero con el tiempo, un desagradable despertar vino paso a paso. Las razones para esto eran tan complejas que ya no podía ignorarlo más.

Sin duda, uno de los principales puntos de inflexión, como en muchos de nosotros, fue la víspera de Año Nuevo 2015 en Colonia. Luego, finalmente, tuve que admitir que este tipo de comportamiento describe a la abrumadora mayoría de los musulmanes con quienes tuve que lidiar en mi vida. Fue el momento en que me dije a mí misma: “Rebecca, ahora tienes que frenar, al menos porque eres activista por los derechos de las mujeres, con tu responsabilidad hacia ellas como mujer”. He tratado de justificar estos patrones de conducta constantemente repetidos, pensando que su forma de percibir el mundo, que se basa en su religión, el Islam, y su cultura, por ejemplo, de tal manera que son nuevos aquí.

Creí que estos puntos de vista medievales cambiarían con el tiempo. Puse una gran confianza en nuestros valores europeos libertarios y equitativos e ingenuamente pensé que cada persona debe deleitarse con ellos y asumirlos.

Pero después de mirar atrás a través de los años de repetitivas experiencias y de mí misma en mi entorno laboral como voluntaria, tuve que admitir que cuando se trata de refugiados musulmanes, han crecido con valores completamente diferentes, a los que les  han lavado el cerebro y están adoctrinados por el Islam, y no tienen ninguna intención de adoptar nuestros valores; peor, ellos nos miran a nosotros –los no creyentes-  con superioridad y arrogancia. Lo llamo “pañuelo en la cabeza”. Y, además, después de su llegada aquí, muchos de ellos caen en los tentáculos de imams fundamentalistas, el Islam político (importado de Turquía, Arabia Saudita, Irán, etc.) que los fortalece en su fundamentalismo, lo que les prohíbe mezclarse con nosotros, infieles, y nuestra forma de vida, les prohíbe la adopción de nuestra percepción del mundo y nuestros logros científicos, sobre los cuales el estado alemán lamentablemente ya no tiene ningún control.

Un ejemplo adicional, que me ayudó a abrir los ojos, ocurrió en 2016, cuando descubrí la verdad sobre cierto grupo de refugiados a quienes cuidé durante mucho tiempo. Mientras tanto se habían convertido en mis amigos, los ayudé durante los procedimientos de asilo, me ocupé de sus asuntos oficiales, conseguí apartamentos, muebles, teléfonos móviles, computadoras, ropa, cursos, trabajos, becas y pasé incontables horas libres de mi tiempo privado en casos individuales. Sin embargo, en algún momento noté que estas personas juegan conmigo un juego sucio, es decir, usan en mí taqqiya [1]. Esta gente me mintió, lo que me decepcionó mucho. Yo mismo, constantemente fui advertida contra esta estrategia engañosa musulmana, por personas de países árabes y kurdos que no solo huyeron de las zonas de guerra, sino que tuvieron que huir de los musulmanes; sin embargo, no quería escucharlos. Y de repente, resultó que aquellas personas que trataban con todo lo que comían conmigo, bebían, bailaban, reían, no rezaban, no iban a la mezquita, no observaban el Ramadán, se burlaban de la religión y las personas profundamente religiosas, ellos, todos mientras tomo mi comida y me siento en mi jardín, no hablan de mí más que de “una puta alemana estúpida”.

Esto no solo me dolió mucho, porque yo era su ayuda, su amiga, su hermana y su madre, y realmente confiaba en ellos, pero también se convirtió en una razón adicional para despertarme. Fueron mi ejemplo real de integración exitosa y amistad entre personas con puntos de vista occidentales y personas de la cultura árabe-musulmana. Estaba ayudándolos, protegiéndolos, apoyándolos y les ofrecí una verdadera amistad. Los acepté con los brazos abiertos en Alemania y por esto me faltaron el respeto por sus palabras y hechos como un “gracias”.

Mientras tanto, he establecido los archivos de todos los casos en los que he trabajado y estoy siguiendo el progreso de mis protegidos actuales y anteriores, de forma mucho más crítica y precisa. También veo casos de otros voluntarios. Desafortunadamente, debido a experiencias similares, como la mía, muchas personas han renunciado a sus trabajos y los nuevos que están comenzando son tan ingenuos como yo. Pero a diferencia de lo que nos dicen los medios, no hay tantos voluntarios dispuestos, y otros que han sido tan buenos como yo, simplemente comenzaron a ganar dinero en ello. De ellos no sabrá nada sobre la desilusión, no les interesaría.

¿Y qué ha surgido de su seguimiento del progreso de los inmigrantes?

Muchos todavía no trabajan y apenas hablan alemán. Se quedan en sus grupos, tienen pocos, si alguno, amigos alemanes. Otros recurrieron al crimen. O ellos se han radicalizado. O más tarde sale a la luz que eran combatientes del Estado Islámico o Al-Nusra, grupos que aún admiran. Por supuesto que hay excepciones, funcionan, hablan alemán, pero el llamado “el hiyab -pañuelo de la cabeza- dentro de la cabeza”, la percepción de sí mismos como musulmanes, como algo mejor, esta indescriptible altivez hacia nosotros, permanece en la mayoría de los casos después de todo. Desde entonces, he perdido todo mi compromiso y deseo de ser voluntaria con aquellos musulmanes que obviamente apoyan al patriarcado.

Ahora reconozco cómo funcionan. Aunque continúo con los casos abiertos, solo acepto casos nuevos en los que, en mi opinión, se trata de refugiados reales que tienen un motivo para llegar a un estado secular donde las mujeres y los hombres son iguales ante la ley, donde comemos carne de cerdo, donde incluso podían tomar el sol desnudos en la playa. Esta libertad es muy valiosa y muy frágil, si pensamos en la cantidad de personas que llegan aquí de repente, con su “bufanda en la cabeza” y solo por sus números todo cambia aquí. Lo vemos ahora. Me volví muy cautelosa y extremadamente desconfiada. Creo que aquellos que realmente no necesitan asilo con nosotros deben buscar asilo o buscar una vida mejor en los países musulmanes, en lugar de tratar de forzar sus valores medievales sobre nosotros y con el tiempo simplemente nos hieren a todos.

Es por eso que ahora estoy ayudando principalmente a las mujeres y las minorías religiosas que han tenido que escapar de los países musulmanes: refugiados políticos, periodistas, musulmanes que han renunciado a su fe y que, por lo tanto, son perseguidos. Y como dije, estoy especialmente feliz por ayudar a las mujeres. Estos son los que, debido a su independencia financiera en Alemania, pueden separarse de sus maridos. Se casaron a la fuerza con estos hombres y tendrían que pasar toda su vida poniendo la sonrisa en sus rostros y sirviendo al hombre que odian internamente. En un matrimonio musulmán, tenemos mucha violencia y violación. Una mujer no tiene valor humano, se la percibe como un objeto sexual y no como una pareja. Ella es una trabajadora y una máquina de parto. Este es su trabajo como una buena mujer musulmana. Al igual que la mayoría de los musulmanes no nos respetan, no respetan a sus propias mujeres. No todo el mundo, sé buenas parejas, pero la mayoría de ellas. Esto también se aplica a los musulmanes con ciudadanía alemana. El Islam le da este derecho. Es por eso que estoy advirtiendo sobre eso ahora. Vi, escuché, he vivido lo suficiente. Tengo mis datos

Usaste la palabra taqqiya. ¿Cómo lo entiendes y cómo lo encontraste?

La mayoría de los europeos no conocen la palabra taqqiya *, y las personas que intentan advertir contra esta forma de comportamiento religiosamente justificado son tachadas inmediatamente de racistas, incluso si provienen de las mismas regiones y círculos culturales que los inmigrantes, a quienes llamamos refugiados. Taqqiya significa “hacer trampa”. Taqqiya [originalmente se suponía que debía proteger a los musulmanes contra la persecución – editor Euroislam], da permiso a los musulmanes para no sernos insinceros, los no musulmanes, si esto protegería al Islam y a los musulmanes. Hay varias formas de mentiras que se permiten bajo ciertas circunstancias en las relaciones con los no musulmanes, y taqqiya es la más conocida. Se trata de circunstancias tales como apoyar intereses islámicos o naciones musulmanas individuales [comunidad musulmana – ed.], Por ejemplo, cuando pueden ganarse la confianza de un incrédulo mediante mentiras, lo que lo hace débil, para vencerlo de esta manera.

El debilitamiento de la confianza está programado aquí. Los musulmanes pueden engañar y mentir a un infiel, no es éticamente culpable si esta táctica traerá algún beneficio que lo ayudará a él y a la Ummah [la Nación Musulmana]. Él no tiene por qué avergonzarse de eso. Para extraer beneficios del incrédulo, pueden fingir amistad o amor siempre que no lo sientan en sus corazones. Gracias a la existencia de taqiyya, los musulmanes están libres de cualquier responsabilidad hacia el incrédulo. ¡Esta es mi advertencia para las mujeres que se ocupan de ellos! Pero también especialmente para nuestros políticos que entran en acuerdos con las uniones islámicas: ningún juramento, incluso en nombre de Alá, importa debido a la taqiyya, porque Alá ha dispensado a sus fieles de los juramentos hacia los incrédulos. La única condición: el mentiroso debe creer profundamente en el Corán y en Alá. Taqiyya le permite a un musulmán actuar como si no fuera musulmán. Él puede decir y hacer todo mientras esté acostumbrado, por ejemplo, a ganarse la confianza de una persona. O de un país. ¡Ahora piensa en qué ideología religiosa estamos tratando!

La taqiyya, creo, proviene del chiismo, pero también se usa (incluso si se niega) por los sunitas, e incluso permite comer platos haram (impuros) o simular ser un ateo. Es necesario darse cuenta de que decir mentiras a los no musulmanes no se considera reprobable en los países musulmanes. Y un voluntario alemán tan crédulo entra en contacto con una cultura que él no comprende por completo. Sin embargo, después de un tiempo, observa que muchos refugiados lo manipulan para recibir particularmente mucho compromiso y ayuda de ti y, sobre todo, ocultar cuán fundamentalmente religiosos son en realidad y cuánto rechazan nuestro sistema de valores y nuestra sociedad.

Estas son historias similares: que estudiaron medicina, derecho o informática, que sus padres están muertos, y que sus hermanos menores en Turquía se están muriendo de hambre en la calle y tenemos que ayudarlos a traerlos aquí, o incluso a que el todo la familia murió en la guerra. Y tenemos que ayudar a este hombre, presentándose a sí mismo como secular y moderadamente moderno, a traer a su amada esposa (que vivirá aquí tan libre como nosotros) e hijos. Y pronto, tías, tíos y padres aparecen de repente en Alemania, y de repente toda la familia fallecida de 15 personas está allí y es propietaria de tres apartamentos. Llega un hermano menor que, a diferencia de lo que has escuchado, no está en absoluto indefenso, pero él era combatiente de Al Nusra, sus padres no están muertos del todo, viven seguros en Turquía, y el hermano mayor no es un musulmán moderado. O descubres que compraron su diploma. O que la familia es pobre, pero vivían en territorio seguro en Siria y vinieron a nosotros para tener una vida mejor. O bien, ese musulmán supuestamente moderado le está pidiendo que, después de traer con éxito a su familia, lo ayude a conseguir a su próxima esposa e hijos. Esta esposa, presentada como amada y moderna, llega completamente velada y, según sus informes, es profundamente infeliz, porque él la golpea y le prohíbe todo porque es un musulmán profundamente creyente. De esto aprendí que a los ojos de los musulmanes, usar la ingenuidad de alguien, a quien ven como más débil, no está mal visto.

En esta cultura, lo que cuenta es la fuerza y si ayudas a alguien así como así, de buen corazón, no encaja en su comprensión del mundo. Eres simplemente estúpido con ellos, lo que significa débil. Y entonces nos perciben como tontos, una sociedad caída de débiles. La mayoría de los europeos no puede entender esto porque no coincide con nuestros valores reformados, ilustrados, cristiano-humanistas en los que se basa nuestra cultura. Por supuesto, conozco muchas excepciones individuales, pero estas confirman la regla. Considero que es importante para los musulmanes estar abierto a todos, todavía estoy abierto y tengo amigos musulmanes. Sin embargo, si hay discrepancias en lo que dicen o en su comportamiento, recomiendo precaución debido a taqiyya.

También has trabajado en refugios para refugiados. ¿Qué llamó tu atención?

Allí, se reúnen representantes de muchas regiones, culturas y religiones, principalmente hombres musulmanes, y junto a ellos, personas que fueron oprimidas por musulmanes, violadas, torturadas, aldeas enteras asesinadas. Hay muchos puntos calientes. Sin embargo, la mayoría de las veces hay persecución o, por lo menos, un trato despectivo hacia los no creyentes, los infieles, por parte de los musulmanes. Los musulmanes constituyen la mayoría en los refugios. Muchos de ellos parecen creer que son una especie de “superhumanos” y que todos los no musulmanes están sujetos a ellos. En un espacio pequeño, tales conflictos se intensifican. Por ejemplo, hay situaciones en las que los “infieles” no tienen derecho a estar con ellos al mismo tiempo en la cocina o en el lavabo y son expulsados de manera arrogante e incluso agresiva.

Por supuesto, como siempre, tenemos situaciones opuestas cuando las mujeres de diferentes grupos religiosos y de idiomas se hicieron amigas en la cocina, por el motivo de no estar a solas con los hombres en la cocina compartida. Se repiten las situaciones de acoso a mujeres por parte de hombres musulmanes, que a veces acosan a mujeres musulmanas solteras, y tenemos casos cuando la “protección” es llevada por musulmanes rumanos, turcos o árabes. Aquí tenemos este fenómeno de nuevo: los musulmanes contra “otros”, sin importar de qué país provengan. En mi experiencia, yo mismo tengo el caso de una refugiada eritrea, acosada por la seguridad. Tuvimos que informar a la policía, pero no se hizo nada al respecto.

El abuso sexual de voluntarias ocurre todo el tiempo, pero ninguno de nosotras ha denunciado tal caso a la policía porque ninguno de nosotras quería ser visto como un oponente de refugiados y causar problemas para el centro.

Has mencionado el acoso de voluntarios. Sin embargo, no se puede encontrar información en la prensa. ¿Por qué?

El abuso sexual de voluntarias ocurre todo el tiempo, pero ninguno de nosotras ha denunciado tal caso a la policía porque ninguno de nosotras quería ser visto como un oponente de refugiados y causar problemas para el centro. En este caso, el mismo mecanismo que funcionó para mí es trabajar para ellos, una justificación constante: él es nuevo, no tiene idea de cómo comportarse, no comprende nuestra cultura. Y así es como se justifica este comportamiento, no asociándolo con el sentido de superioridad que el Islam les ha inculcado a estos hombres hacia los incrédulos y las mujeres. Y especialmente a las “rameras” occidentales, porque vienen de sus países de origen en busca de esta idea de las mujeres europeas. En mi grupo, el acoso se repitió especialmente hacia las voluntarias que enseñan a los refugiados en Alemania y tienen contacto con un inmigrante dado varias veces a la semana.

Por ejemplo, después de que una voluntaria pasó tres meses enseñando alemán a un sirio dos veces por semana, estaba convencida de que todo iba bien y de que solo intentaba ser amable y aceptaba la invitación a una comida juntos. Ella solo piensa que él quiere agradecerle su ayuda, y él piensa que la “puta” quiere un encuentro sexual. Estas mujeres no se dan cuenta de que son percibidas por hombres de este círculo cultural como infieles, inmorales y siempre subordinadas sexualmente al hombre, porque al principio los refugiados parecen muy amables, educados y educados, es decir, practican lo mencionado anteriormente. taqiyya. Y luego hubo una sorpresa muy desagradable cuando un amistoso – hasta ahora – inmigrante la arrastró por el cabello al baño en el momento en que ella quería despedirse (con la mayor probabilidad – para violarla, una nota con el permiso) de Rebecca). Y la razón de esto es que él no puede entender que ella quiere irse ahora, porque ¿por qué la “puta” vino sola a su habitación?

¿Cómo podría describir la actitud de los inmigrantes hacia las mujeres y los derechos humanos ampliamente entendidos?

Si se pregunta a los inmigrantes sobre su actitud hacia los derechos humanos básicos, como la igualdad, la libertad personal y la igualdad entre el hombre y la mujer, aproximadamente el 75% de quienes me rodean admitiría que no está de acuerdo con ellos. Es por eso que estoy muy preocupada cuando veo que cada vez más niñas y mujeres alemanas entran en contacto con inmigrantes. No entienden su cultura y no tienen idea de lo que los inmigrantes dicen sobre ellas entre ellos. Ellas [las niñas] no saben que muchos de ellos ya tienen esposas en su país de origen que los visitarán como parte de la reunificación familiar. O que el primo con el que se organizó su matrimonio solo espera permiso para entrar en Alemania. La verdad es que al principio la mayoría de los jóvenes inmigrantes nunca muestran su religiosidad: beben y comen platos alemanes, aprovechando todos los aspectos y placeres de tal relación. Y luego estas mujeres piensan que su pareja es única, y que todas las historias que escuchó son falsas.

Incluso si son relativamente moderados, quienes se integran y se casan con alemanes u otras mujeres, me temo que su intolerancia comienza con sus hijas. Al final, casi todo el mundo quiere tener una mujer musulmana subordinada, por supuesto, la mejor en una bufanda, y que no usa ropa reveladora, que es su sirviente, da a luz a niños, que no dice ‘no’ para él, que no tiene amigos varones, a quien se le puede ordenar, que no sale de casa sin permiso y que lo obedece en todos los aspectos. En estos matrimonios, no se trata de amor. El amor pertenece a la madre y a la familia. La mujer siempre está subordinada. Es un objeto con tareas específicas. Las mujeres occidentales son colchones y un trampolín, y al final todavía reciben malos tratos. Por la sencilla razón de que son “putas”, no son un buen material para una esposa. Sin embargo, si una mujer así quiere separarse de un hombre así, puede suceder que sea asesinada por eso. Como recientemente en Kandel. O harán cualquier cosa para dañar su buen nombre. Y aquí siempre digo: las excepciones confirman la regla. Yo también los conozco.

Por ahora. Veremos qué sucederá después.

¿Cuál es la proporción de género y el nivel de educación entre esta nueva inmigración? Hemos escuchado que las mujeres y los niños que huían de la guerra y los especialistas altamente educados.

La abrumadora mayoría de los llamados refugiados e inmigrantes, incluidos los de antes de 2015, son hombres. Sin embargo, en los últimos años ya hemos tenido muchos casos de reunificación familiar y, sobre esta base, el lobby de refugiados crea mitos sobre las familias, las mujeres y los niños que huyen a Alemania de las bombas. Durante mi trabajo, en 2015, eran casi exclusivamente hombres jóvenes; Los ayudé, en algunos casos aún ayudo, traigo a sus familiares a Alemania, y sé que tales procedimientos se llevan a cabo intensivamente todo el tiempo. Todas las esposas traídas ya están embarazadas o dieron a luz en Alemania.

En cuanto al nivel de educación de los refugiados sirios, que forman la parte principal de los refugiados musulmanes que vinieron a nosotros desde 2012, desafortunadamente debo admitir que la mayoría de ellos no tiene una educación adecuada. Sé que al principio la prensa informó que son personas altamente educadas y especialistas en varios campos, pero simplemente no es cierto. Yo misma diseminé esa información porque simplemente creía lo que los inmigrantes me decían. La verdad es que esta información fue repetida por todos, pero pocos periodistas han visto a estos inmigrantes. Un problema adicional es que si estas personas realmente tienen alguna educación, a menudo no son compatibles con nuestro sistema y deben comenzar desde el principio. La mayoría, como los jóvenes, tienen que aprender algo más, terminar la escuela. Algunos incluso estudian. Cuesta millones.

En muchos casos, veo que la mayoría de los sirios no podrán mantener a su familia. La gente de Somalia, de Nigeria, también es un tema muy difícil cuando se trata de educación. A esto se agrega el hecho de que muchos son fundamentalistas religiosos extremadamente agresivos. Refugiados de Eritrea: la mayoría son cristianos amigos, pero también hay musulmanes entre ellos. Sin embargo, las personas de Eritrea son una vez más bastante diferentes a las de Medio Oriente. En mi experiencia, casi siempre tienen una educación insuficiente y están aprendiendo alemán extremadamente lento. Conozco casos en los que, después de tres años, todavía no saben alemán, a pesar de los muchos cursos que todos pagamos. Afganistán, Pakistán – lo mismo. Me hice cargo de los refugiados que tuvieron que comenzar con ABC. La mayoría vive de la asistencia social y me temo que seguirá siéndolo. Incluso si alguien viene como médico o dentista de Medio Oriente, los estudios son tan diferentes de los nuestros que tomará mucho tiempo hasta que puedan trabajar aquí.

Por supuesto, también hay muchas excepciones positivas. Mi amigo sirio terminó los cursos y trabaja en el seguro de pensiones. El farmacéutico encontró un trabajo. Otro abrió un restaurante. Un arquitecto musulmán educado de Eritrea encontró un trabajo en una oficina de diseño. También hay refugiados que no se concentran en la educación, solo después de completar los cursos obligatorios de alemán buscan un empleo para ganar dinero. Como seguridad en un centro de refugiados o ayuda en Lidl. Otros están aprobando su licencia de conducir y trabajando como conductores. Mi protegida especialista en TI de Siria, encontró un trabajo muy pronto, actualmente gana 3.000 euros. Sin embargo, vale la pena mencionar que ella es atea, se separa completamente de los demás, inmigrantes religiosos musulmanes. Porque, dice, ha sufrido toda su vida como una mujer moderna e independiente bajo el yugo del Islam, y según ella, “todos los musulmanes religiosos son iguales”.

¿He oído que la afluencia de nuevos inmigrantes de países musulmanes también representa una amenaza para los musulmanes liberales que viven aquí?

Tenemos especialmente muchas mujeres en Alemania con antecedentes árabes, kurdos y turcos, procedentes de familias musulmanas que han vivido aquí durante muchos años, mujeres que han luchado con éxito por su derecho a la autodeterminación dentro de sus estructuras familiares musulmanas. Tengo amigos y conocidos que han escapado de asesinatos de honor y viven con una identidad diferente y se escaparon de la familia que los asesinaría. ¡Aquí, en Alemania, piénsalo! Ellas son educados, son doctores, artistas, maestros, trabajadores sociales, profesores y no se cubren el cabello. Ellas viven con sus novios sin estar casadas. Y disfrutan de la libertad que es normal en nuestro país. Y me dicen que en el área donde viven muchos musulmanes, y ahora llegan muchos inmigrantes de los países árabes, su libertad está siendo limitada de nuevo. Si tales musulmanes fundamentales reconocen en ellos a una mujer de su círculo cultural, constantemente se acercan agresivamente a ella, criticando su atuendo como demasiado occidental e incluso amenazándola. También las mujeres musulmanas  refugiadas se comportan así y les instruyen a usar un pañuelo en la cabeza y vestirse “modestamente”.

Por otro lado, como estado, pagamos demasiado por estos beneficios a esas mismas personas recompensándolas por su falta de integración, y observamos impotentes como los integrados están siendo amenazados y atacados. También tenemos una clara regresión: muchas de estas mujeres que viven aquí desde hace mucho tiempo usan hoy en día sus hiyabs [velo musulmán]. Además, el porcentaje de asesinatos por honor está en constante crecimiento. Recordemos que en esta cultura una mujer es propiedad de un hombre. Situaciones perturbadoras sacudieron la universidad en Hamburgo recientemente: la escuela tuvo que crear una regla de diez puntos sobre libertad personal y religiosa a principios de octubre porque los estudiantes musulmanes estaban atacando terriblemente a las mujeres musulmanas que no usaban velo, lo que interrumpió  totalmente el funcionamiento de la Universidad. Mientras tanto otras formas de agresión son, como las exigencias para prohibir la carne cerdo de la cafetería o separar las salas de oración para diferentes sexos, también se llevan a cabo todos los días.

Sobre todo, el Islam político en Alemania se está esforzando, como dicen, por meter el pie en la puerta aún más. Los musulmanes constantemente intentan retratarse a sí mismos como víctimas, quejándose de que se les ofende o se les discrimina, que Occidente es el culpable de todo, lo que finalmente lleva a todos a ceder. Sobre todo, nuestros políticos. Esto se debe a una falsa comprensión de la tolerancia y su creencia de que nadie debería sentirse perseguido en Alemania. Sin embargo, aparentemente nadie nota que aquí es donde nuestros propios valores comienzan a ser discriminados y somos discriminados por los musulmanes. Me pone furiosa. Lo siento por los alemanes, especialmente las mujeres. Tenemos buenas intenciones, pero lo que estamos cosechando es la pérdida de todo lo que nuestras abuelas tanto han luchado para obtener.

He oído de Seyran Ates, de la Mezquita Liberal de Berlín, que los matrimonios forzados son un problema muy grande en Alemania.

Me encanta Seyran Ates, es una mujer maravillosa y valiente. Sí, gracias a un fuerte aumento en el número de musulmanes de Turquía, Medio Oriente y los Balcanes, tenemos cada vez más matrimonios forzados e incluso el comercio de niñas y niños. Ya hemos informado estos casos a la policía, pero la policía y las comisarías tienen un dilema difícil con estos asuntos, incluso había excusas de que “esto es parte de su cultura”. ¡De repente tenemos dos sistemas legales funcionando en un solo país! A veces, el problema es también el hecho de que una niña así no quiere dejar a su marido porque no conoce otra cosa que la cultura en la que la criaron. Esto es lo que quieren decir las oficinas del gobierno cuando dicen: “Así es como está por allá”.

Sin embargo, el hecho de que las chicas sean compradas y vendidas es real. Viven como esclavas sexuales y esclavas de trabajo, siempre controladas y privadas de su libertad. En un caso que conozco, la chica fue comprada por 8.000 euros.

Otra, una niña romaní de Polonia, fue secuestrada. Y a pesar de esto, tenemos políticos que, para mí, ya son criminales, que piden no cancelar matrimonios de menores, porque no es por el bien de los cónyuges. Esta es su respuesta a nuestro problema creciente, que también surgió como resultado de la afluencia de refugiadas islámicas, muchas de los cuales se han casado solos en sus países de origen y que ya vienen como cónyuges. Exijo la separación de tales matrimonios, la niña primero debe tener la oportunidad de desarrollarse libremente, ir a la escuela y cuando tenga 18 años, puede decidir si quiere vivir con su esposo o no.

En Alemania, según la ley, nadie puede forzarlo. También tenemos el caso de un paquistaní que violó a una niña de seis años y se le impuso una sentencia suspendida debido a su “origen cultural”. El siguiente problema es la violencia en los matrimonios. Una anécdota típica, que me gustaría contar, es esta: los recién llegados con esposa e hijos son advertidos por otros de no golpear a su esposa e hijos frente a los alemanes, porque está prohibido aquí. ¿Esto significa que está permitido en su grupo? Un hombre de Afganistán, que fue denunciado a la policía por su esposa porque la había violado muchas veces, no fue sentenciado a prisión, “porque no sabía que era una violación”.

El Islam permite tal tratamiento; en otras palabras, la esposa debe acostarse con él a menos que tenga el período o esté enferma. En otros casos, ella no puede negarse. Y hay, en el Corán, fragmentos en los que se permite el golpear a las mujeres desobedientes. El juez se refirió a esto en su juicio como una circunstancia atenuante. Esto significa que incluso los jueces, a través de esa falsa tolerancia, socavan nuestro sistema legal. Parece que tenemos más y más dobles estándares. Los tribunales aquí son bastante izquierdistas. Muchos jueces son pro-inmigrantes y hay casos en que inmigrantes y alemanes con antecedentes migratorios reciben un “bono cultural y religioso” y son favorecidos. Entre ellos también hay mujeres jueces y las considero particularmente malas: mujeres que están en contra de las mujeres. En un caso, una jueza estaba buscando razones que pudieran justificar al violador turco.

El violador empujó la cabeza de la mujer entre los peldaños de la cama y la violaba brutalmente durante horas. El examen médico ha demostrado claramente una violencia extrema: la mujer no podía caminar durante casi dos semanas y su cuerpo estaba cubierto de hematomas. Pero el factor decisivo para el final de este caso fue la cuestión del juez dirigido a la víctima testigo: “¿Es posible que el acusado pensara que la víctima consintió?” “Es posible” – respondió el testigo. Ella no podía decir si, con la mentalidad de su círculo cultural turco, este evento, que fue percibido por la víctima como una violación, por él solo fue considerado como el llamado “sexo salvaje”. El perpetrador fue absuelto. El fiscal admitió que tenía que ser un gran golpe para la víctima, pero la condena no fue posible porque no se probó ningún acto deliberado. Las violaciones no conducen a sentencias estrictas en los tribunales alemanes. Especialmente cuando los perpetradores son inmigrantes. Por lo tanto, se ha hecho público durante mucho tiempo sobre los llamados bonos de inmigración para casos de violación y otros delitos graves. Lentamente, nuestras regulaciones dejan de funcionar. El siguiente problema es la poligamia. Aquí, también, hay casos en que los políticos llaman para permitirlo.

¿Qué hay del crimen?

En realidad tenemos serios problemas. Solo puedo hablar sobre mi región, dónde vivo y la información de los medios. En Hamburgo y el área de Schleswig-Holstein, tenemos un clan árabe que sacude el área circundante. En Berlín, tenemos un clan del Líbano, que según expertos en tan solo 20 años ha crecido hasta 1.000 personas (los datos provienen de los informadores Rebecca Sommer, también hay enlaces a videos de 2 YT en polaco) y que principalmente, pero no solo, trata con el tráfico de drogas. Se desarrolla una ley paralela, donde nuestro sistema legal ya no llega, parece que todos les tienen miedo: jueces, abogados, policías, el gobierno ha perdido todo control.

La jueza Kirsten Heisig fue asesinada [3], en mi opinión, porque estaba tratando de luchar contra ella. En la actualidad, es la tercera generación de pandillas de Berlín. Para los berlineses son extremadamente peligrosos. Tienen una cultura de odio y desprecio, y es por eso que cometen sus crímenes a sangre fría y sin emociones. No tienen escrúpulos y son brutales, lo que de nuevo puede reducirse a una ideología religioso-musulmana, pero -lo que es justo agregar aquí- es rechazado por muchos musulmanes más moderados en esta forma.

Los refugiados son reclutados por clanes. Ya en 2012, las filas de automóviles frente a los refugios de refugiados llamaron la atención, la gente se preguntaba quiénes eran esos parientes, quienes podían recoger y hablar con algunos de ellos. Pronto los voluntarios y los trabajadores sociales se dieron cuenta de que no eran parientes, sino libaneses, que estaban reclutando jóvenes refugiados para que hicieran el trabajo sucio. Tienen tiendas en todas partes, donde lavan dinero sucio: panaderías, pizzerías, peluquerías, tiendas de la esquina, salas de juegos, bares de shisha, donde los refugiados trabajan ilegalmente, y se utilizan como mensajeros de entrega de medicamentos. Hubo un informe en televisión, la mayoría de ellos todavía reciben asistencia social, engañan a nuestro sistema y permitimos que nos engañen. Incluso digo: sí, ¡el mundo musulmán se está riendo de nosotros! Si lo miras así, ¡estamos realmente locos!

También tenemos clanes de los Balcanes. Muchos siguen regresando como solicitantes de asilo, recaudan dinero del estado, muchos simplemente se quedan. Sus actividades incluyen la falsificación de pasaportes, el tráfico de esclavas sexuales y el proxenetismo. Entre ellos se encuentran niñas de 12 años, vendidas como esposas forzadas. Muchos de estos clanes están cometiendo violaciones, chantajes y producen pornografía infantil. Solía cuidar a una niña de 14 años de Serbia, que fue violada repetidamente por varios hombres adultos y filmada al mismo tiempo. Esta película corre por Internet! Ya la conocía como una niña de 10 años y fue un golpe terrible para mí. Y sé más casos de abuso sexual. Envié cientos de cartas a la prensa: fue en vano. La policía tampoco sabía cómo abordar este problema; Aprendí que esas niñas, sin ningún apoyo externo o sin una familia que las apoye y las ayude, tienen pocas posibilidades de salir de esta situación.

Además, los inmigrantes constituyen un gran porcentaje de personas que entran en conflicto con la ley. Considero que los refugiados somalíes son particularmente peligrosos debido a su fundamentalismo religioso y su desprecio culturalmente arraigado hacia las mujeres.

He oído que la situación en las escuelas alemanas es bastante dramática. ¿Qué puede decir al respecto?

Como se muestra en la encuesta más reciente, que imparte clases a estudiantes de cuarto grado en las ciudades, más del 50% tiene antecedentes migratorios, y el nivel de enseñanza ha disminuido tan dramáticamente que, según la investigación, es a nivel de un país en desarrollo. Sin embargo, nuestro mayor problema es con los niños de familias musulmanas, que forman el grupo más grande entre los niños con antecedentes migratorios. Como ya lo he notado, esta es una cultura de violencia, y su potencial para la agresión es un gran problema. A diferencia de las familias alemanas, esos niños a menudo son criados con castigos corporales; y palizas por parte del padre o hermano mayor, según veo y escucho, pertenecen a la vida cotidiana. Esto hace que estos niños sean muy agresivos: resuelven los problemas por la fuerza. Y muestran comportamientos típicos de rebaño. Los niños criados de manera diferente, que provienen de culturas en las que están discutiendo, en los que los niños aprenden la libertad de creencia y tolerancia, tales niños están inmediatamente en una posición perdida. Intentan tener una conversación, que a los ojos de los niños musulmanes los debilita y los convierte en víctimas potenciales.

Además, estos niños actúan como un grupo: si tienes un conflicto con uno, te enfrentas a un grupo de docenas de niños, porque también entienden el mundo como “musulmanes contra otros”. Las lesiones corporales son comunes y los docentes tienen las manos están atadas, porque la ley les da pocos recursos para reaccionar adecuadamente. Las escuelas especiales para niños socialmente inadecuados ya están llenas y carecen de maestros y recursos que les permitan reaccionar y contrarrestar. Un problema adicional que observo son los programas de capacitación en el modo acelerado de profesores: refugiados que eran docentes en sus países.

Veo aquí aún más problemas. En primer lugar, muchos de esas maestros usan pañuelos en la cabeza, lo cual es contrario a la ley de la neutralidad religiosa y es un ejemplo negativo para los niños. En segundo lugar, dicen que después de 1,5 años a 2 años todavía no tienen un buen nivel en alemán, y esto conlleva el peligro de que los estudiantes aprendan alemán con errores. En tercer lugar, estas nuevas profesoras no han recibido la misma educación que los profesores en Alemania. Y cuarto y más perturbador para mí: algunas de ellas son muy religiosas y no creen en la ciencia, sólo en lo que está escrito en el Corán. Algunas ni siquiera estrecharían la mano de un hombre. No quiero esas maestras en nuestro país, donde nuestro futuro está formado. Y no quiero maestras con pañuelos en la cabeza, que serán un modelo para los jóvenes. El velo indica que la segregación por género es correcta; es un mensaje silencioso pero elocuente del pañuelo en la cabeza. Dice: estoy subordinado al hombre. Esta es una confesión, un símbolo religioso-ideológico que divide el mundo según el punto de vista musulmán sobre haram y halal. Este mensaje dice: el cabello de las mujeres es tan embarazoso que se convierten en “vello púbico”.  ¿Por qué queremos esto en nuestras escuelas?

¿Cuál considera que es el mayor error en la política de migración?

En primer lugar, la ley trata a cada refugiado como inmigrante, es decir, no como un buscador de protección que solo ha venido aquí por un tiempo limitado y luego regresa a casa. Y si es así, entonces estas personas deberían llamarse inmigrantes, como lo hacéis en Polonia. Y, por lo tanto, crear tales disposiciones para que estas personas no tengan que mentir en las formas de asilo – normas de inmigración, con la ayuda de las cuales permitiremos a aquellos que necesitamos y otros que no. Quién trabajará y no dependerá del sistema social.

El siguiente problema son las lagunas en nuestra ley de asilo. Nuestra ley dice que todos tienen derecho a asilo a priori hasta que haya sido revisado, aceptado o rechazado. Tal control, sin embargo, lleva mucho tiempo y esas personas pueden recibir el estado “tolerado” (geduldet). De acuerdo con la definición de la ley de residencia alemana, esto exige una “suspensión temporal de la deportación” con respecto a los extranjeros obligados a abandonar el país. No te da derecho a quedarte. Es por eso que “tolerados” todavía están obligados a abandonar Alemania. Los solicitantes de asilo presentan quejas cuando reciben una llamada para abandonar Alemania, y por razones burocráticas y legales, estos casos pueden llevar años. Estas personas permanecen en Alemania durante mucho tiempo, y después de unos años finalmente reciben un permiso de residencia.

Personas que han sido rechazadas una vez, regresan aquí con los mismos documentos y apellidos, vuelven a solicitar el asilo y toman el lugar de los verdaderos necesitados. Si esa persona se va voluntariamente, tiene derecho a regresar a Alemania después de tres meses. Más allá de cada ser humano, puede haber una razón para pedir asilo y ser perseguido, por ejemplo como una minoría sexual, incluso si proviene de un país que se considera seguro. Y de estos países seguros hay multitudes de personas en Alemania que exigen asilo por las razones más extrañas, por ejemplo: “Mi vecino está enojado conmigo porque destruí su automóvil y no puedo cubrir los costos”. Y así es como la ley la máquina se pone en marcha, lo que lleva muchos meses e incluso años. Con mucha frecuencia, estas personas reciben un llamado para abandonar Alemania y de repente uno de los miembros de la familia se enferma; a menudo son enfermedades mentales, un ataque de nervios, y debido a esta enfermedad, se interrumpen los procedimientos, también para toda la familia.

Tales juegos con el gobierno pueden tomar incluso varios años; luego se van de Alemania y después de tres meses vuelven aquí. Como me di cuenta, muchos “solicitantes de asilo” tienen casas e incluso granjas en sus países de origen, y no hay ninguna razón por la cual tendrían que abandonar su país. Se trata de migrantes económicos que huyen de la pobreza, lo cual es una buena razón si lo consideramos desde un punto de vista humano, pero no tiene nada que ver con la ley de asilo. Algunos de ellos viven aquí durante el procedimiento de asilo con beneficios, pero algunos trabajan ilegalmente. A menudo veo automóviles grandes que transportan los bienes adquiridos a sus países de origen, que luego venden cuando la orden de abandonar Alemania es irrevocable, y se van voluntariamente. Luego, muchas familias regresan y vuelven a intentar obtener asilo, con la misma causa, pasaporte y nombre. En mi opinión, a más tardar en el segundo intento, no debe permitir que entren estas personas y no las vuelvan a arrastrar a través de los procedimientos de asilo, multiplicando los costos relacionados.

Como he oído, también hay planes de reunificación familiar. ¿Qué piensas?

Un empleado del Ministerio del Interior con el que hablé me dijo que en los próximos tres años llegarán a Alemania varios millones de personas, tanto familiares como nuevos solicitantes de asilo. Todos sabemos que la integración es extremadamente problemática, pero algunos de nuestros políticos todavía siguen este camino, gritando consignas como “Nadie es ilegal”. Entre mis alumnos pasados y presentes, puedo contar con casos de una mano de aquellos que están, en mi opinión, completamente integrada con éxito. Y aquí no me refiero a la pérdida de identidad o cultura, sino a la aceptación de nuestro estilo de vida aquí en Alemania, que está asociado con tener varios amigos alemanes, no solo uno o dos que lo ayuden en la lucha de llenar formularios.

La mayoría de las personas con las que trato solo se rodean de personas de sus países (léase: otros musulmanes), que viven en una sociedad paralela donde sus valores culturales y religiosos son muy valorados. Por este mismo hecho, están bastante separados de nuestra sociedad, separados. Y dado que más y más de ellos vienen aquí, ya no tienen que adaptarse; por lo tanto, esta tendencia fortalece a estas sociedades paralelas musulmanas.

Y así es como la reunificación familiar se convierte en un problema en mi opinión. Creo que es importante reconocer a aquellos que quieren quedarse aquí y en qué casos se trata de inmigración clásica. Deberían existir muchas más verificaciones si existe una verdadera razón para solicitar asilo. Si es necesario, controle los teléfonos móviles, FB, TT, de todas las formas posibles. Porque surge la pregunta: ¿dónde está la parte principal de la familia?

Tenemos muchos refugiados menores cuya familia vive en un lugar seguro, pero estamos esperando el momento en que puedan venir a Alemania. ¿Por qué deberíamos traer a toda la familia si ese joven solo pudiera reunirse con ellos allí? Sabemos que algunos están aquí solo porque su familia los envió al principio. Desde Beirut, escuché que muchas personas están esperando ser traídas a Alemania por la reunificación familiar. Por otro lado, realmente lo merecen personas que quieran permanecer con nosotros para siempre y tengan el derecho de hacerlo, que son perseguidos en sus países, a menudo por razones de fe; son cristianos, yazidíes, ex musulmanes. Estas personas tienen que esperar demasiado tiempo para que venga su familia, lo cual es absolutamente trágico y no es correcto. También porque estas familias a menudo se encuentran en países musulmanes, donde no pueden vivir en paz. Deberían tratarse por separado y deberían tener derecho a un procedimiento especial acelerado.

Pero hay que decir una cosa: esas personas a menudo vienen a nosotros con familias enteras. Y aún tenemos que verificar quién está buscando protección temporal y luego quiere regresar a su país. En este caso, creo que está mal permitir traer a toda la familia, porque una vez que esta familia esté aquí, la mayoría se quedará.  Lo que me preocupa de la reunificación familiar: la familia significa una tribu organizada patriarcal en una sociedad oriental-musulmana, que abarca a un gran grupo de personas. Importaremos el sistema familiar musulmán con la reunificación familiar,  lo que lleva a sociedades paralelas y problemas de integración. El adolescente ya no tiene que ajustarse, se queda con las propias tradiciones importadas en vivo.

Y esto es exactamente lo que observo en el caso de menores que vinieron solos, que después de dos o tres años ya se han adaptado bien, también gracias a la red de trabajadores sociales, que los introdujeron a nuestra cultura y nuestros valores. Hicieron amigos yendo a la escuela con adolescentes alemanes. Todo desaparece cuando llega la familia. Lo hemos visto a menudo Una vez que el menor nos trató con franqueza y curiosidad, ahora es desprecio y rechazo de nuestro estilo de vida no musulmán, porque de repente hay una familia que lo rechaza.

Y para resumir: no solo quiero extender la sociedad paralela que se dirige contra nosotros, las mujeres, los oprimidos, nos roban cada vez más de la libertad.

¿Qué crees que deberías hacer con los inmigrantes que no se integran?

No es tan simple. No puede deshacerse de alguien de un país en guerra, incluso si mintió sobre su edad o cometió crímenes. Esto debería cambiar: quien comete un crimen debe ser expulsado, y aquellos que matarían a otras personas con armas, no deberían obtener asilo. Quien esté en contra de nuestra patria debe irse … El gobierno está indefenso aquí. Por ejemplo, los sirios: primero estuvieron aquí debido a la guerra y ahora porque todos afirman que estaban en contra de Assad y enfrentan la pena de muerte allí. Y aunque hay personas entre ellos que pertenecieron al Estado Islámico u otros grupos terroristas, o que ya han sido radicalizados o han cometido crímenes, la ley no permite su deportación. Ni siquiera se toma en consideración. Y otra pregunta: ¿cómo medimos la integración? No estás integrado solo porque puedas hablar alemán y trabajar. Si rechaza nuestros valores, no muestra lealtad hacia Occidente, Alemania y hacia nosotros, o si cree que Alemania debe aceptar los valores musulmanes y ceder a sus deseos especiales culturales y religiosos, entonces creo que no encaja aquí. Creo que la mejor solución sería recortar los beneficios.

¿Cómo debe lidiar con el Islam en Alemania?

El Islam político debe ser detenido por todos los medios necesarios, en lugar de ser continuamente invitado por la sociedad educada. Hay muchas mezquitas que lo apoyan [Islam político]. Primero, necesitamos que la ley establezca qué se puede predicar en las mezquitas, pero sobre todo, qué debería prohibirse. Por lo tanto, es necesario introducir una moratoria en la construcción de nuevas mezquitas a menos que se haya realizado una investigación exhaustiva de las ya existentes y, sobre todo, hasta que se haya establecido quién las está financiando. En muchas mezquitas, las personas están llamadas a rechazar a los infieles, a rechazar la integración. Esto fue demostrado por el estudio del periodista de ARD Constantin Schreiber en muchas mezquitas. En muchas mezquitas, la gente incluso se radicaliza; los expertos han advertido contra esto por años. Las mezquitas se construyen con los recursos de Turquía, Arabia Saudita e Irán, y los imanes también se pagan desde allí. Muchos no hablan alemán. Pero a los políticos no parece importarles. También apoyo la prohibición del velo en la escuela para maestros y estudiantes, y para los empleados del gobierno.

Temo que en las próximas elecciones, en cuatro años, podamos ver un nuevo fenómeno: los musulmanes, tarde o temprano, establecerán su partido y, debido a que ya tienen un gran electorado, se volverán imparables. Con la ayuda del ala izquierda y casi todas las partes, comenzarán a cambiar las reglas y nosotros seremos los que tengamos que adaptarnos. Como sabemos, muchos musulmanes creen que los incrédulos deben ser convertidos o gravados (yizia) u oprimidos con otros métodos. Muchos musulmanes, principalmente aquellos que eligen este Islam político, controlado por el estado, se preguntan cómo pueden promover sus propios intereses, y ni siquiera lo niegan. Mientras continúen haciéndolo, continuarán creciendo en Alemania. Sabemos acerca de los perfiles de FB, que claramente piden la islamización de Alemania, donde encontramos publicaciones contrarias a la constitución, y tales discusiones se pueden encontrar en todas partes. FB perfiles donde un perro hace pis en la bandera israelí, perfila el odio y llama a la violencia contra nosotros. ¡Y estos perfiles no se eliminan, como tampoco los perfiles del Salafismo! A pesar de que FB está muy controlado en este país. Los perfiles de personas que expresan puntos de vista anti-islámicos están bloqueados. Si no nos despertamos rápidamente, la situación terminará trágicamente.

¿Qué le gustaría transmitir a Polonia y los polacos?

Permanezcan implacables en su resistencia contra la Unión Europea violando los derechos de las naciones individuales, en este caso contra la reubicación de los refugiados forzados desde el exterior [por la UE]. Todos los países y naciones tienen el derecho de elegir a sus invitados. Ningún país debería tener que renunciar al derecho a la autodeterminación. Las personas dentro de su país tienen el derecho de gobernarse a sí mismas, sin interferencias externas. Usted tiene el derecho de determinar su propio camino y estado político, y estar libre de presiones externas. No pierda su identidad, ni nación, grupo, grupo étnico, ya sean italianos, franceses o polacos, sobrevivirá si no se aísla de manera sensata, de acuerdo con sus intereses. Te sugiero que pienses detenidamente, a quién te gustaría aceptar de buena gana. Hay muchas personas que aún son perseguidas, por ejemplo cristianos y otras minorías que entienden bien nuestro sistema occidental, y podrían estar bien integrados con vuestra ayuda.

NOTAS

***Rebecca Sommer es una artista alemana, periodista, fotógrafa, documentalista y activista por los derechos humanos, la naturaleza y la justicia climática. Trabaja con ONG internacionales en estatus consultivo especial ante las Naciones Unidas (ECOSOC) en estado participativo con el Consejo de Europa, y el estado de observador de la sociedad civil ante la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (CMNUCC). Ella convocó y cofundó en 2001 Earth Peoples en Nueva York, una red mundial que trabaja en conjunto para promover los derechos humanos y naturales, con especial énfasis en los Pueblos Indígenas, el Cambio Climático y los Derechos de la Madre Tierra. 2004 las Naciones Unidas le encargó que filmara y produjera el video de sensibilización “Pueblos indígenas y las Naciones Unidas Nr.1”, que se presentó por primera vez en el Auditorio de la Biblioteca Dag Hammarskjöld en la Sede de las Naciones Unidas. En 2007, antes de la adopción de la Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas en la Asamblea General de las Naciones Unidas, creó un video-lobby-herramienta “Discusiones sobre la Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas” con una serie de países que expresaron su preocupación sobre algunos temas clave, como la autodeterminación, el acceso a tierras, territorios y recursos y la falta de una definición clara del término indígena. Las agencias de la ONU, la OACNUDH y el ACNUDH, así como estados como Bolivia, Guatemala, México y Alemania apoyaron sus esfuerzos de concientización y permitieron durante el año varias proyecciones de su trabajo para alentar los debates entre los estados que se mostraban reacios a adoptar la Declaración. Desde 2013 es presidenta del Arbeitsgruppe Flucht + Menschenrechte (AG F + M), una red de apoyo a los refugiados en Berlín. Ella cofundó el 2017 “Freiraum statt Haramkultur”, una iniciativa que está creando conciencia sobre los problemas relacionados con los derechos humanos y los derechos de las mujeres en las culturas islámicas. y habló en enero de 2018 en dos entrevistas, ambas en Polonia, sobre sus preocupaciones con respecto a la integración de refugiados de Medio Oriente en Europa. Su grupo de apoyo a refugiados AF F + M proporcionó las versiones oficiales traducidas en alemán y en inglés.

Sommer ha trabajado como editora de revistas británicas como Scene, The Face y Spirit y revistas estadounidenses como Black Book y Madison. mientras vivía en Alemania, India, Gran Bretaña, Brasil, Sudáfrica y los Estados Unidos.

 

[1] DISKUSSION: Interview mit Rebecca Sommer in Polen „So schaffen wir das eben nicht!“ (Deutsche Fassung)  Interview mit Rebecca Sommer.

Von Natalia von Ostersacken, 18.1.2017

https://arbeitsgruppefluchtundmenschenrechte.wordpress.com/2018/01/18/diskussion-interview-mit-rebecca-sommer-euroislam-polen/

https://euroislam.pl/wywiad-z-rebecca-sommer-reaktywacja/

https://vladtepesblog.com/2018/02/07/those-people-who-ate-with-me-drank-danced-laughed-they-talk-about-me-as-stupid-german-whore/

 

[2] Taqiyya: la santa mentira del Islam, que sirve para defender y hacer avanzar el Islam a nivel mundial. Es legítimo mentir para implementar el Islam a nivel global.  El musulmán se ampara en los textos del Corán y los hadices para mentir, intrigar, confabular, engañar.

Corán 3:54: E intrigaron y Alá intrigó también. Pero Alá es el Mejor de los intrigantes /engañadores / embusteros / confabuladores. (MAKAR)

Corán 8:30: Y cuando los infieles intrigaban contra ti para capturarte, matarte o expulsarte. Intrigaban ellos e intrigaba Alá, pero Alá es el Mejor de los que intrigan/engañan/confabula.

Corán 10:21: Apenas hacemos gustar a los hombres una misericordia, después de haber sufrido una desgracia, al punto intrigan contra Nuestros signos. Di: “¡Alá es más rápido en intrigar/mentir!” Nuestros enviados toman nota de vuestra intriga/mentira.

[3]   La jueza de Berlín Kirsten Heisig, que luchó contra el crimen juvenil, de pandillas y de inmigrantes, fue declarada desaparecida después de que ella no se presentó en el trabajo la mañana del 29 de junio de 2010. Cuatro días más tarde, la encontraron colgada muerta de un árbol en un bosque cerca Berlina. Solo dos horas después de que se descubriera su cuerpo, la senadora de justicia de Berlín anunció que “obviamente” se había suicidado.

 

Categorías: EntrevistasMedio OrienteRefugiados

 

http://porisrael.org/2018/02/19/gracias-a-angela-merkel-y-a-los-izquierdistas-y-buenistas-la-situacion-de-las-mujeres-se-deteriora-en-alemania/