# Geopolítica

¿México patas pa’rriba? La corrupción sigue creciendo en México.

La obertura Leichte Kavallerie (Caballería ligera) creada por Franz von Suppé es una opereta que le sugiero escuche para leer lo que a continuación narro para usted. La recordará y tendrá una sonrisa al hacerlo.

La opereta fue estrenada en 1866, es una típica e imposible historia de amor entre una bella huérfana y un joven, donde el tío de éste, también, la pretende. En nuestros días, prácticamente, ha desaparecido su representación. Su música se usa de manera caricaturesca para emular el rescate de alguna situación a galope.

Y como no sonreirá, sí imaginará y preguntará a quién hay que salvar con tal pista de fondo. En su fantasía se podría verse usted al mando de un caballo militar marchando con toda pompa y acompañado de esa enérgica música.

Ojalá nos hubiéramos anticipado al pasado 24 de febrero, día de la Bandera Nacional, en el que, seguramente, los responsables de la organización del evento e izado de nuestra magna bandera utilizada ese día deben estar en un justificado arresto. Quizá, los hubiéramos salvado a galope al percatarnos de las patas de nuestra águila real relucir antes que su cresta imponente.

No es la primera vez que ocurre una situación así en el mundo y menos en nuestro país. De una vez les confirmo, no existe legislación alguna en el derecho internacional que señale que exhibir una bandera de cabeza signifique solicitar ayuda o sobre el Estado fallido, se trata solamente, en este caso, de un desafortunado error que a los protagonistas y representantes de los poderes de unión no les causó la menor gracia, aunque a otros sí.

La única situación en que la Convención de Ginebra contempla utilizar la bandera de cabeza es cuando organizaciones humanitarias como la Cruz Roja o la Media Luna participan en medio de un conflicto bélico y deben mostrarla para anunciar que son un centro neutral del conflicto y que sólo atenderán a heridos en cuestión.

De ahí en fuera, se trata solamente de especulaciones típicas de redes sociales, es decir, fake news, sin embargo, ha habido algunos que utilizan tal ocasión para recrear una metáfora con la situación de nuestra amada patria. En el fin de sexenio y a punto de arrancar campañas electorales, ¿quién podría dejar pasar este suceso altamente capitalizable?

¿El país está patas pa´rriba? Como nunca en la historia contemporánea, políticos y gobernadores están siendo perseguidos por el gobierno en funciones, hay órdenes de aprehensión y fichas rojas internacionales en contra de prestanombres, juicios espectaculares que ponen a prueba la capacidad profesional de los fiscales y de los defensores privados (en algunos casos, también exfiscales) en un ring político —mediático— judicial.

Tenemos el mayor número de homicidios dolosos en la historia reciente del país, carrera sangrienta que comenzó en 2009 y que hasta la fecha suma más de 24 mil muertos y 33 mil desaparecidos, mientras tanto, todavía algunos se ruborizan con la regulación y el control de la cannabis. Como si existiera duda de que la guerra ha sido equivocada.

Esta misma semana México, según el Índice de Percepción de la Corrupción, ocupa el lugar 135 de 180 países como una de las naciones más corruptas del mundo de la OCDE y del G20 el más corrupto.

Además, el recién emitido reporte de denuncias presentadas ante la Procuraduría General de la República por parte de la Auditoría Superior de la Federación suma ya 912, relacionadas, principalmente, con hechos de corrupción, de las cuales 92% son del 2010 a la fecha, menos de 10 han llegado a juicio y sólo una tiene sentencia, además no favorable.

Faltan 122 días para elegir a gobernantes y representantes populares, será parteaguas en las definiciones de ratificación o rectificación de políticas públicas. La corrupción es un peligro para México, la ausencia de Estado de derecho es mortal, el miedo y la mentira no pueden paralizar el raciocinio.

Ricardo Peralta: Representante Institucional de SECINDEF en México (Security, Intelligence and Defense) Israel-USA International Consulting Counterterrorism. Abogado y Académico. Candidato a Fiscal Anticorrupción, Licenciado y Maestro en Derecho Constitucional y Administrativo por la UNAM; egresado de la Facultad de Derecho de la UNAM, donde además, desde hace 10 años imparte las cátedras de Teoría de la Ley Penal y el Delito, Derecho de la Integración Económica y Régimen Jurídico del Comercio Exterior y Argumentación Jurídica, cuenta con especialidades en Procuración de Justicia, Delincuencia Organizada y Sistema Penal Oral, así como en prevención de lavado de dinero y anticorrupción. Con experiencia de más de 20 años en el ejercicio de la profesión, así como en la procuración de justicia local y federal.